Chaleco Antibalas ITEPOL SIOEN BALLISTICS MOD. (VBPFIN1027)

protección total frente agresiones por arma de fuego o arma blanca. TESTADO Y RECOMENDADO POR ITEPOL (Instituto Táctico de Estudios Policiales).

NIVEL DE PROTECCIÓN: HG1/KR2/SP2 HOSDB 2007. Certificado en NTS® United States Test Laboratory. 

ÁREA DE PROTECCIÓN:  0,33 m2

PESO: 2,8 Kg. Talla L.

Tallas XS, S, M, L, XL,  XXL y XXXL. Disponible para mujer.

 

El Chaleco Antibalas ITEPOL de SIOEN BALLISTICS, es un sistema de protección personal frente agresiones con arma de fuego (nivel de protección HG1, según la normativa británica HOSDB de 2007) y cuchillo (nivel de protección KR2/SP2, según la normativa británica HOSDB de 2007), que ofrece protección 360º. Ajustable en el hombro y la cintura, cuenta con un forro interior fabricado en tejido Coolmax para facilitar la transpiración, con tratamiento antibacteriano. Con un peso de 2,6 kilogramos para la talla M, cuenta con una funda de fácil lavado (en lavadora convencional), funda de transporte y una garantía de 10 años. Los paneles balísticos están sellados por ultrasonidos para dotarles de una estanqueidad homogénea en toda su superficie.

 

CARACTERÍSTICAS GENERALES del Chaleco Antibalas ITEPOL

Sistema de protección personal frente agresiones con arma de fuego, cuchillo y objetos punzantes.
Protección 360°.
Ajustable en el hombro y cintura.
Solapamiento de paneles en ambos sentidos
Funda de fácil lavado (en lavadora convencional).
Talla XS, S, M, L, XL,  XXL y XXXL. Disponible para mujer.
Bolsa de transporte incluida.
GARANTÍA DEL PRODUCTO 10 AÑOS.
SEGURO DE RESPONSABILIDAD POR VALOR DE 25 mill. €

 

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS

tabla-itepol

 

Si estás interesado en los productos de SIOEN Ballistics, haz click aquí http://ballisticprotection.fi/es/
Otro modelo de chaleco antibalas (sistema de protección personal) que te puede interesar es el modelo MULTIRRIESGO, haz click aquí http://uspsuministros.com/producto/chaleco-antibalas-multirriesgo/

EXCESO DE CONFIANZA

imagen-prod-itepol-accion2b

El primer problema al que se enfrentan los agentes de policía cuando responden a un aviso suele ser el exceso de confianza, que les lleva a acudir a la llamada sin adoptar las más básicas medidas de autoprotección. Es muy importante que tengan en cuenta que nada es rutina, ya que no saben a qué se van a enfrentar y lo que está en juego es su vida. Asimismo deben ir equipados adecuadamente y contar con un buen chaleco ya que, tal y como indica C.G.LL., policía local de Valencia, “si queremos estar protegidos, su uso es obligatorio”. Sin olvidar la necesidad de que su nivel de protección “sea acorde con los riesgos a los que te enfrentas”.

Este agente de policía tiene muy en cuenta su seguridad. Prueba de ello es que siempre ha hecho uso de un chaleco antibalas. Recientemente sustituyó el que tenía por el Chaleco Antibalas ITEPOL de Verseidag Ballistic Protection, ya que le resultaba “incómodo llevarlo puesto” y su nivel de protección le daba “poca confianza”.
Antes de decidirse a adquirir el Chaleco Antibalas ITEPOL, C.G.LL. pasó años buscando un chaleco que le ofreciera un nivel de protección adecuado. “Este es el único que efectivamente me lo da, sin olvidar la calidad de los materiales y la comodidad de porte a pesar de la alta protección que ofrece”, asegura. El chaleco ha sido probado y testado por un grupo de estudio policial llamado I.T.E.POL., “de manera que no se basa únicamente en normativas, sino en pruebas reales sobre los chalecos, lo que me daba mayor confianza”.

Otra característica a destacar en este modelo es “su alto nivel de protección frente a un ataque con arma blanca, punto flojo del resto de chalecos del mercado”, añade C.G.LL. Si bien existe una amplia variedad de chalecos balísticos en el mercado español que cubren frente a los calibres más habituales, hasta el momento no existía uno que parase totalmente las agresiones por arma blanca (cuchillo, punzón y navaja).
El policía local hace hincapié en que desde que adquirió este sistema de protección ha podido comprobar que supera en funcionalidad y ergonomía a otros chalecos que ha probado, pudiendo ser usado durante largos periodos de tiempo con total comodidad, algo que “te puede salvar la vida”. Por ello, lo recomendaría, sin duda, “a todas aquellas personas que comparten el riesgo del trabajo policial”.
Por último, aprovecha para hacer un llamamiento a las firmas del sector que venden protección balística. En su opinión, el interés de algunas empresas por vender productos que no ofrecen tanta protección como dicen, sin tener en cuenta que se trata de una herramienta de trabajo, “te puede costar la vida”. Por tanto, insiste en la necesidad de que “se planteen que no están vendiendo juguetes, sino un material al que confías tu vida”.